Los tribunales de selección en las oposiciones al Cuerpo de Policía Municipal del Ayuntamiento de Madrid

Madrid, a 8 de septiembre de 2014

En el Boletín Oficial del Ayuntamiento de Madrid de 1 de agosto de 2014 se publica el Acuerdo de la Junta de de Gobierno de la Ciudad de Madrid, de 30 de julio de 2014, por el que se modifica el Acuerdo de 17 de enero de 2013 por el que se establece la organización y estructura del Área de Gobierno de Seguridad y Emergencias y se delegan competencias en su titular y en los órganos directivos.

Cabe recordar que el Acuerdo de organización y estructura del Área de Gobierno de Seguridad y Emergencias se ha modificado en siete ocasiones durante el año 2013 y tres veces más durante el 2014.

 Con esta nueva modificación se asigna al titular del Área de Gobierno de Seguridad y Emergencias las competencias de convocar, aprobar las bases, gestionar y resolver las convocatorias de selección del Cuerpo de Policía Municipal, Bomberos y las categorías propias de SAMUR-Protección Civil. Asimismo, le corresponde el nombramiento de los miembros de los tribunales de selección y la resolución de los recursos de alzada que se interpongan contra los actos administrativos dictados por dichos tribunales.

 El Área de Gobierno de Seguridad y Emergencias había ido asumiendo paulatinamente mayores competencias en materia de personal respecto de la Policía Municipal. Así, inicialmente se atribuyó al entonces Coordinador General de Seguridad y Emergencias entre otras, la competencia para proponer las bases de las convocatorias de selección y provisión de puestos de trabajo, convocar y resolver los sistemas para la provisión de puestos de trabajo y efectuar los cambios correspondientes en materia de personal, tales como comisiones de servicio, adscripciones temporales y funcionales, así como el nombramiento en prácticas y el nombramiento como funcionarios de carrera de los miembros del Cuerpo de Policía Municipal.

En línea con este proceso de progresiva atribución de competencias respecto de la gestión del personal del Cuerpo de Policía Municipal se fueron delegando en el entonces titular del Área de Gobierno de Seguridad y Movilidad las competencias precisas para la gestión de diversos procesos selectivos correspondientes a las convocatorias de pruebas selectivas para el acceso a distintas categorías del Cuerpo de Policía Municipal de Madrid.

Sin embargo, con este nuevo Acuerdo se da un paso más atribuyendo al titular del Área de Gobierno de Seguridad y Emergencias todas las competencias en materia de selección del personal perteneciente al Cuerpo de Policía Municipal del Ayuntamiento de Madrid.

No se comprenden ni la necesidad ni la motivación de este nuevo acuerdo de modificación de competencias.

Podría pensarse que este nuevo acuerdo, que atribuye de forma personalizada al titular del Área de Seguridad y Emergencias, D. José Enrique Núñez Guijarro, la gestión de los procesos selectivos para el acceso a distintas categorías del Cuerpo de Policía Municipal, del Cuerpo de Bomberos y de SAMUR-Protección Civil obedece a la experiencia de éste en materia de selección de personal. De hecho, en su biografía, publicada en la página web del Ayuntamiento de Madrid (www.madrid.es), se indica que es licenciado en Derecho y funcionario de carrera del grupo A (TAG).

De la lectura de este dato cualquiera podría presuponer que este Concejal, además de ser licenciado en Derecho, es funcionario de carrera Técnico de Administración General /Rama Jurídica del Ayuntamiento de Madrid.

Sin embargo, es preciso aclarar que este Concejal no ha superado proceso selectivo alguno para el acceso a la categoría de Técnico de Administración General /Rama Jurídica del Ayuntamiento de Madrid

Para esclarecer este dato que, sin duda alguna, conduce a confusión, y sin poner en duda la experiencia de este concejal/funcionario en materia de selección, desde aquí invitamos a D. José Enrique Núñez Guijarro a que aclare en su biografía publicada en la web municipal de qué Administración es funcionario.

 Podría pensarse, también, que este nuevo acuerdo tiene como finalidad otorgar al Cuerpo de Policía Municipal del Ayuntamiento de Madrid mayores competencias en la gestión de sus procesos selectivos. Sin embargo, lo que se ha pretendido y conseguido es exactamente lo contrario: se ha arrebatado al Cuerpo de Policía Municipal toda capacidad de gestionar de forma autónoma los procesos selectivos para el acceso a las distintas categorías del Cuerpo.

Esta afirmación se puede corroborar fácilmente analizando la composición de los diferentes tribunales de los procesos selectivos del Cuerpo de Policía Municipal nombrados por el Delegado del Área de Gobierno de Seguridad y Emergencias (Policía sistema de movilidad sin ascenso, Policía turno libre, Sargento, Suboficial, Cabo, Oficial y Subinspector); composición que pasamos a exponer a continuación no sin antes señalar que llama poderosamente la atención que dichos tribunales fueran nombrados por decretos del Delegado de Seguridad y Emergencias de 11 de agosto de 2014, es decir, con carácter inmediatamente posterior a la aprobación del nuevo acuerdo de organización y estructura del Área. Pudiera pensarse que se ha paralizado el nombramiento de dichos tribunales hasta la aprobación del nuevo acuerdo de organización y estructura.

Dicho lo cual analizamos la composición de estos tribunales de selección: 

  • Los vocales de estos tribunales calificadores que representan a la Secretaría General Técnica del Área de Gobierno de Seguridad y Emergencias y a la Dirección General de Seguridad no pertenecen al Cuerpo de Policía Municipal de Madrid y, en la mayoría de los casos, tampoco son funcionarios del Ayuntamiento de Madrid sino que pertenecen a lo que en el Ayuntamiento de Madrid se conoce como grupo “Red -6000” y en la propia Policía como “los corbatas”.
  •  Respecto a las presidencias de estos tribunales, llama especialmente la atención que todas ellas recaigan en subdirectores o, incluso, en una consejera técnica; siempre personal no perteneciente al Cuerpo de Policía Municipal que desconoce completamente la tarea policial y, en la mayoría de los casos, una vez más personal de procedencia ajena al propio Ayuntamiento de Madrid.

Lo que ya es alarmante para los funcionarios del Ayuntamiento de Madrid en general y para la Policía Municipal en particular es que en 5 de los 7 tribunales antes mencionados se designe como presidente suplente a quien en ese momento era ex-inspector Jefe del Cuerpo de Policía Municipal. Siendo él el mando superior de la Policía Municipal se le nombra para suplir las ausencias de la “Red-6000” o “corbatas”. No comprendemos como el propio Inspector Jefe permite que se devalúe así al Cuerpo de Policía Municipal aceptando estos nombramientos como presidente suplente. Por ello desde aquí le invitamos a que renuncie a su nombramiento como suplente de la “Red-6000” o “corbatas”. 

Asimismo, y conocedores de la situación de debilidad del Inspector Jefe en la fecha en que se adoptaron los acuerdos de nombramiento de los tribunales calificadores, si estos nombramientos fueran una imposición por parte del Delegado de Seguridad y Emergencias, también desde aquí solicitamos a éste que, como “funcionario de carrera” que dice ser, no fomente ni consienta esta degradación de la figura del Inspector Jefe porque representa, de mejor o peor forma, a todo el Cuerpo de Policía Municipal del Ayuntamiento de Madrid.

 En definitiva, la Red-6000/corbatas se aseguran la presidencia de todos los tribunales y la mayoría absoluta en ellos, puesto que ocupan 4 vocalías, frente a los 2 vocales representantes de Policía Municipal y a 1 vocal representante de la Comunidad de Madrid.

 Respecto a los vocales representantes del Cuerpo de Policía Municipal se observa que se ha designado a personal que ocupa puestos de superior categoría. Así, Oficiales que desempeñan puestos de Subinspector e Inspector y, en otros casos, Suboficiales que desempeñan puestos de Oficial. Así pues, estos vocales no sólo están supeditados a la mayoría antes expuesta, sino que también pueden verse “obligados” a mostrar una mayor conformidad con las decisiones adoptadas por aquellos ya que el oponerse a las resoluciones del presidente podría suponerles el cese inmediato en los puestos de superior categoría que están desempeñando y la degradación en el Cuerpo de Policía Municipal, lo que les supondría una importante reducción de sus salarios. 

Sorprende notablemente la ausencia de funcionarios de Personal en las diferentes vocalías de los tribunales, sobre todo cuando los mismos nombres, generalmente “Red-6000” o “corbatas” y los funcionarios allegados, se repiten en dos y hasta tres tribunales. 

Estas reiteraciones responden, a nuestro juicio, a dos motivos: primero, porque ellos son pocos y no se fían de casi nadie para perseguir sus intereses y conseguir sus objetivos. Los funcionarios de carrera del Ayuntamiento de Madrid somos sospechosos y nuestra experiencia y conocimientos técnicos para cubrir las vocalías de estos tribunales no tienen ningún valor para esta “Red-6000”; y, segundo, porque así se aseguran duplicar o triplicar las retribuciones económicas que llevan aparejadas estas vocalías. Esperemos que los Servicios de Intervención vigilen, como es su obligación, los días y horarios de las diferentes sesiones de los tribunales y los posibles solapamientos.

 Por último vamos a referirnos a los observadores. A los Tribunales de las pruebas selectivas asiste siempre un observador del desarrollo del procedimiento selectivo. Dicho observador, con voz y sin voto, actúa a título individual. Para su designación la autoridad que nombre a los miembros del Tribunal requerirá a las organizaciones sindicales el listado de profesionales susceptibles de aquélla designación. Generalmente la designación de los observadores sigue un turno rotatorio entre los diferentes sindicatos con representación en el Ayuntamiento de Madrid.

Si analizamos los observadores (titulares y suplentes) nombrados por el Delegado de Seguridad y Emergencias para que asistan a estos tribunales, podemos comprobar fácilmente que todos los titulares y la mayoría de los sustitutos pertenecen a un mismo sindicato, en concreto, al Colectivo Profesional de Policía Municipal (CPPM). Este dato es fácilmente constatable si cruzamos la “lista que figura en el programa electoral de las elecciones sindicales del 2011”, que se puede consultar en la página web de este sindicato, con los nombres de los observadores designados para los tribunales. Así, en la oposición de Suboficial el “observador” es el número 6 de la citada ejecutiva; en la oposición de Sargento el número 1 de la misma ejecutiva y le sustituye el número 3 ; en la oposición de Cabos vuelve a estar el número 3 de esa ejecutiva y de sustituto el número 6. No obstante, en la oposición de Policía (turno libre) encontramos al número 11 y sustituto el número 33, y en Policía (sistema de movilidad sin ascenso) aparece el número 13. Los dos miembros sustitutos que no se han especificado parece que corresponden a representantes de Unión de Policía Municipal (UPM).

Nos hemos informado que este sindicato , CPPM, es el mayoritario en Policía Municipal, pero también nos comentan que ha sufrido una escisión importante y preocupante por apoyar un preacuerdo de la Corporación sobre las condiciones laborales de los policías municipales, acuerdo que no fue corroborado por sus bases en tumultuosas y enfrentadas asambleas, lo que provocó incluso manifestaciones en las puertas de las unidades de Policía Municipal y la aparición de una nueva asociación (A.P.M.U., Asociación de Policía Municipal Unificada) que se prevé que le reste en las próximas elecciones la mitad de los votos obtenidos en 2011.

Una vez retirado el citado preacuerdo, el mismo sindicato firmó posteriormente otro Acuerdo, que es el vigente en la actualidad. Este apoyo quizás esté siendo ahora recompensado con el nombramiento de sus miembros, casi en exclusividad, como observadores en las oposiciones del Cuerpo de Policía Municipal.

Ante esto nos preguntamos: los sindicatos de clase CC.OO. y UGT mayoritarios en el Ayuntamiento de Madrid, e incluso el sindicato CSIF ¿qué piensan de esta nueva forma de nombrar a los representantes sindicales “observadores” en las oposiciones del Ayuntamiento de Madrid?, ¿han abandonado a los trabajadores del colectivo de policía?, ¿su silencio es contraprestación, de otro reparto de otras vocalías en otras oposiciones?”. Nos gustaría conocer su postura al respecto.

 En conclusión, la décima modificación (en veinte meses) del Acuerdo de organización y estructura del Área de Gobierno de Seguridad y Emergencias, además de ser una muestra más de la ineficacia, precipitación e incapacidad de la Secretaria General Técnica de Seguridad y Emergencias, se ha llevado a cabo para que la“Red-6000” o “corbatas” del Área acaparen todo el poder en la gestión de las oposiciones del Cuerpo de Policía Municipal, procurándose con ello nuevas retribuciones y una tranquila y clientelista etapa final de su paso por el Ayuntamiento de Madrid, pues con lo onerosos, ineficientes e innecesarios que son y con la deuda municipal existente, veremos que ningún equipo de gobierno futuro, sea cual fuere el partido ganador en las próximas elecciones, querrá ni podrá mantener esta macroestructura superflua.

Aprovechamos para solicitar al Delegado del Área de Gobierno de Seguridad y Emergencias, D. José Enrique Núñez Guijarro, que modifique los decretos de nombramientos de los tribunales para el acceso a las distintas categorías del Cuerpo de Policía Municipal del Ayuntamiento de Madrid haciéndoles menos denigrantes para los funcionarios del Ayuntamiento de Madrid y más representativos de la realidad de la policía y del propio Ayuntamiento.

Anuncios

Los comentarios están cerrados.

Sitio web ofrecido por WordPress.com.

Subir ↑